Feldgendarme Schwarzenegger, el pasado nazi del padre del gobernador de California

Schwarzenegger padre

Cartilla militar de Gustav Schwarzenegger durante su servicio en la Wehrmacht.

El culturista, actor y politico Arnold Schwarzenegger encargó una investigación en 1990 sobre su padre por su rol como policía militar durante la Segunda Guerra Mundial

Arnold Schwarzenegger comentó en su famoso documental sobre la élite del culturismo, Pumping Iron (1977), que un ganador no podía dejar que nada le afectase ni le distrajese. Por eso cuando recibió una llamada de su madre diciendole que su padre había muerto decidió no acudir al funeral. El certamen donde se elegia al campeón mundial de culturismo, Mr.Olympia, se celebraba en dos meses, así que contestó fríamente: “No, no voy a ir. Mi padre está muerto y no hay nada que pueda hacer”.

Detrás de esta postura criticable subyace algo más que una estricta disciplina. El culturista que ganó siete veces Mr.Olympia; el actor que encarnó a Conán el Bárbaro y a Terminator, y que acabó siendo gobernador de California no podía dejar que los orígenes nazis de su padre interfirieran en su carrera. Él, símbolo del sueño americano, que dejó atrás su duro acento austriaco y triunfó en el país de las oportunidades, siempre temió verse salpicado por los pecados de su progenitor, al que por otra parte agradece su envidiable genética, y por ello encargó al centro Simon Wiesenthal en 1990 que investigará el pasado de Gustav Schwarzenegger (1907-1972).

saludo nazi

Controvertida fotografía de Arnold Schwarzenegger ejecutando un saludo romano aparecida en Sports Ilustrated, 7 de diciembre, 1987.

La institución cazanazis concluyó que Gustav fue “desnazificado” en 1947 y exonerado de todo crimen de guerra, como muchos oficiales de baja graduación, lo que le permitió continuar con su carrera policial. Pero en 2003 tuvieron acceso a documentos que ampliaban su trayectoria militar y dejaban una clara macula; Schwarzenegger se unió voluntariamente a las SA (sturmabteilung) en 1939, más conocidos como los camisas pardas, que seis meses antes habían atacado hogares y comercios judíos durante “la noche de los cristales rotos”.

Como con la ocupación alemana de Austria todo varón en edad militar quedaba incorporado al ejército alemán, éste temprano afiliamiento le permitió ascender a sargento en la unidad 521 de la feldgendarmerie (policía militar). Apodados los “perros de presa”, su función era la de encauzar prisioneros de guerra, detener y ejecutar desertores, inspeccionar hospitales en busca de heridos fingidos y la lucha antipartisana. En el frente oriental muchos colaboraron con los einsatzgruppen que eliminaban judíos en las zonas ocupadas.

Los archivos vieneses le ubican en 1940 en Bélgica y Francia, países ocupados por el Tercer Reich. En septiembre de 1941 fue transferido al sangriento frente oriental. Durante ese tiempo en Rusia fue herido de metralla en las piernas. Un informe de 1943 califica a Gustav como una “persona en la que se puede confiar y no especialmente inteligente“. A principios del año siguiente contrajo malaria por lo que se le reasignó como inspector postal a su Austria natal.

arnold pumping iron funeral

Extracto del docudrama Pumping Iron (1977) en el que el entonces culturista niega haber asistido al funeral de su padre. PINCHA PARA VER.

Tras la guerra contrajo matrimonio con la veinteañera Aurelia Jardny y fue destinado al pueblo de Thal, cerca de Graz, donde ejerció como oficial de policía durante 15 años, siendo de facto una de las fuerzas vivas de la localidad junto al cura, el alcalde y el director de la escuela. El ambiente en el que crió a sus hijos Arnold y Meinhard fue en el de la más estricta disciplina. Debían ir siempre impecables y pulirle las botas y el cinturón. Cinturón que sacaba a pasear de vez en cuando y además bebía más de la cuenta, como muchos veteranos del frente ruso. Además trataba de forma despótica a sus subordinados y era muy posesivo con su joven esposa, a la que obligaba a taparse los hombros pudorosamente (sus paranoias le llevaron a gritar que Arnold era un bastardo).

gustav y olivia jardny

Gustav Schwarzenegger fue muy posesivo con su esposa Aurelia Jardny. En el momento de tomarse esta instantanea él tenía 38 años y ella 23.

De Aurelia Jardny se puede decir que era la típica ama de casa que enviudó durante la guerra y buscó solaz en un apuesto oficial mayor que ella (Gustav le sacaba 15 años). Si bien no educó en la democracia a sus hijos, si que los trató democráticamente: estaba obsesionada conque Meinhard y Arnold, que se sacaban un año, fueran de la misma altura, por lo que si uno crecía más que el otro comenzaba a dar más comida al que se quedaba atrás.

Los papeles encontrados por el centro Simon Wiesenthal arrojan algunas piezas más al puzzle de la enigmática participación de Gustav Schwarzenegger durante la Segunda Guerra Mundial, ya que él se la mantuvo oculta incluso a su esposa. El entonces gobernador de Califonia, Arnold Schwarzenegger, agradeció a la institución sus pesquisas y les donó 3 millones de dolares.

En un documental reciente, con motivo del 35 aniversario de Pumping Iron, Arnold aseguró que se inventó la historia del funeral de su padre para potenciar el docudrama con él como “villano” frente al aspirante a desbancarle Lou Ferrigno.  Si el actor jugó con un tema tan delicado y su padre fue “nazi de primera ola” quiere decir que la ambición está tan presente en la familia Schwarzenegger como la predisposición para la hipertrofia muscular.

Carlos de Lorenzo Ramos

c.d.lorenz@hotmail.com

 

Sobre el fin de Warhammer Fantasy y sus lazos con la Historia

batalla imperio contra el caos

Tropas imperiales aguantando como pueden la embestida de las fuerzas del Caos.

¿Existe algún universo donde los lanquenetes de Carlos V no batallaran contra protestantes sino contra demonios de tres metros con la sola ayuda de sus mandobles?. ¿Podrían los alabarderos suizos de Francisco I de Francia aguantar la embestida de una horda de orcos hipermusculados?

La respuesta a este sueño húmedo de aficionado militar la dio la compañía de miniaturas Games Workshop en 1983. Su Warhammer Fantasy Battles mezclaba la vieja Europa del siglo XVI con elementos de fantasía tradicionales, donde la mitología, la magia negra y la Tierra Media de Tolkien se daban la mano.

El wargame oponía ejércitos equilibrados de hasta 15 facciones: valientes humanos, nobles elfos, arrogantes enanos, salvajes orcos, terribles demonios o pestilentes hombres rata. Cada unidad tenía unas estadísticas que reflejaban sus virtudes y debilidades (los elfos silvanos destacaban en la fase de disparo o los bretonianos por su caballería) mientras que un dado de seis caras aleatorizaba los enfrentamientos. Así decenas de unidades agrupadas en compañías y escuadrones llenaban el tablero, acompañadas de figuras individuales poderosas: artillería, magos, héroes y monstruos.

artilleria imperial warhammer

Un poco de artillería humana, ¿quién dijo miedo?. Tras la barricada les aguarda una descarga de metralla a los demonios.

Si utilizo el pasado para referirme a Warhammer Fantasy Battles es porque ya no existe. No ha sobrevivido al empuje de los videojuegos, que satisfacen el ansia de inmediatez actual, ni a las subidas de precios continuas, ni a la abundante competencia de la que Games Workshop es padre. En julio de 2015 idearon un evento apocalíptico llamado “El Fin de los Tiempos” donde, tras una titánica batalla, el mundo salta en pedazos, y de sus rescoldos surge Warhammer: Age of Sigmar, despojado de lazos con el pasado.

Una decisión que ha enrabietado a los fans pues la fama de Warhammer no se debe solo a sus detalladas miniaturas; detrás de ellas hay un lore (trasfondo) que en tres décadas ha dado una plétora de historias, novelas y (rindiéndose a la evidencia) videojuegos. Eso y unas ilustraciones majestuosamente épicas y oscuras (grimdark) hacen especial y reconocible la franquicia.

demonios de khorne warhammer fantasy

Demonios de Khorne. Su lema es “sangre para el Dios de la sangre. Cráneos para el trono de cráneos”.

Por ello Games Workshop defiende a capa y espada su Propiedad Intelectual, no dudando en demandar al que utilice el genérico “marine espacial”. Warhammer Fantasy aparte de generar perdidas, al contrario que su gemelo futurista Warhammer 40.000, bebía de demasiados elementos no patentables, y eso les dolía. “Imperio”, “alto elfo”u “orco” son términos de espada y brujería genéricos legítimamente plagiables por marcas rivales.

En su primera edición la ambientación poco perfilada recibía influencias de Tolkien, Robert E. Howard (Conan el Bárbaro) o Michael Morcook. Ocho ediciones después, y un desfile parejo de codexWarhammer exhibía estilo distintivo propio: calaveras omnipresentes, arquitectura gótica, armas y hombreras absurdamente grandes y finas dosis de humor negro (black commedy).

bretonia carga

Como sacados de las novelas artúricas, los caballeros bretonianos cargan contra una horda no-muerta para proteger el reino.

El hincapié en lo satírico merece su explicación. Muchos ejércitos parodiaban lo emulado, deformando exponencialmente sus rasgos definitorios. Es el caso de Bretonia, una nación humana feudal, inspirada en las leyendas artúricas, donde caballeros con armadura de punta en blanco trasplantados de la Francia bajomedieval se desvivían por honrar su blasón y el noblesse oblige no les impedía oprimir a masas de campesinos harapientos. En la vida real un arquero o artillero podía aniquilar a distancia a un caballero que dedicaba toda su vida a prepararse para el cuerpo a cuerpo. En Warhammer no, unas letanías a la Dama del Lago antes de la batalla y los aristócratas quedaban mágicamente protegidos de esas armas innobles.

marine espacial

Marine espacial de la versión futurista, Warhammer 40.000, cuyo éxito aun mantiene en pie dicho universo.

En otros ejércitos también abundaban los guiños históricos. La nación más poderosa de El Viejo Mundo: El Imperio, semejante a la Alemania del siglo XVI, se dividía en provincias gobernadas por condes electores con difusos vínculos de fidelidad para con el Emperador (Karl Franz). Su medianía humana era puesta a prueba cada varias generaciones por invasiones a gran escala de orcos, skavens o guerreros del Caos.

Bandas de forajidos, cultistas del Caos por doquier, bosques infestados de Hombres Bestia, y el subsuelo de muchas ciudades acumulando Hombres Rata. Y aun así el Imperio es la Luz, comparado con el resto del mundo era relativamente seguro. El comercio fluvial florecia y en los colegios de ingenieros se diseñaban tanques de vapor sacados de los manuscritos de Leonardo da Vinci. Y para proteger el corazón del reino siempre podían levarse los regimientos estatales. Hombres, sí, ¡pero que hombres!, nacidos bajo omnipresente amenaza, su valor y resistencia no tiene parangón en nuestra era.

mapamundi warhammer

Mapamundi del mundo de Warhammer. Las referencias históricas y geográficas a nuestro mundo son obvias, y parte de su encanto.

En la lejana provincia de Sylvannia gobernaban los condes vampiro, sacados de las novelas de Bram Stoker, seres refinados que llenaban sus inmortales vidas con enredos de poder, lujuria y avaricia desmedidas. Las junglas del sur del Viejo Mundo eran el hábitat de guerreros saurio que custodiaban saberes ancestrales de piramides con reminiscencia maya. En las montañas del Fin del Mundo los belicistas orcos cockney parlantes (dialecto vulgar londinense) tenían una sola razón de ser: el WAAAGH! (guerra total contra todo/s.) Para más inri los pielesverdes no eran de clado animal, sino plantas: se reproducían por esporas y estaban emparentados con los hongos, las setas o la levadura.

warhammer total war captura de pantalla

¿Recordáis como empezaba este artículo?. El videojuego Warhammer: Total War promete satisfacer ese sueño húmedo.

Podría seguir describiendo ese mundo fascinante (y si hay comentarios positivos habrá una segunda parte), pero el rico y detallado trasfondo fue desechado por la compañía en julio de 2015. La tabula rasa implica que los lansquenetes de Karl Franz jamás volverán a hacer “cosas varoniles con el montante” contra sensuales diablesas de Slanesh, gargantuescas ratas ogro o lo que se les cruce por delante.

A los nostálgicos aun les queda un clavo al que aferrarse: el videojuego de estrategia en tiempo real Warhammer: Total War, que se estrenará en abril de 2016. Cedido con afán recaudatorio por parte de GW, si Creative Asembly lo ejecuta con cariño, pues son fans declarados, puede ser el canto de cisne que merece este universo.

Carlos de Lorenzo Ramos

c.d.lorenz@hotmail.com

 

 

El garabato de Gibraltar y el pensamiento abstracto neandertal

hombre de neandertal campamento burian

Campamento neandertal, por Zdenek Burian. Tradicionalmente se les ha representado como poco más que bestias.

Un simple garabato encontrado en piedra dolomita gibraltareña puede poner en el escalafón evolutivo que les corresponde a nuestros primos neandertales.

Bestias, cretinos o salvajes han sido adjetivos vertidos por los académicos contra estos humanoides de arco supraorbital marcado y faltos de mentón. Su aspecto embrutecido no casa con inventar el ajedrez, pero el interrogante de si su comportamiento era idéntico al del homo sapiens sigue en el aire: pensamiento abstracto, arte complejo, ritos funebres, planes de futuro, tecnología, y la capacidad de imaginar.

neandertal-mujer-n--644x362

Reconstrucción moderna de una mujer neandertal. No resisitieron el empuje sapien.

La clave del asunto está en la cueva de Gorham, Gibraltar, en un grabado tallado en piedra de 39.000 años. El dibujo se compone de varias líneas cruzadas en ángulo recto, marcadas con profundidad en la roca. Y aunque no podemos descifrar su significado, las marcas no son fruto del azar, sino intencionadas. Aparte del grabado existen pruebas secundarias de su sofistificación no animal; ellos fueron los primeros en enterrar a sus muertos. Inhumandoles junto a objetos de valor artístico, flores y animales, para su uso en la otra vida, demostraron capacidad de pensar en el futuro. Los investigadores deben estar doblemente atentos a partir de ahora para captar estos indicios.

No existen datos cuantitativos acerca de la capacidad de los homo neanderthalensis para entender el simbolismo y el pensamiento abstracto. Solo hay indicios en periodos o lugares concretos, por lo que no es fácil hacer una valoración objetiva. Si se extrapolan, como han hecho científicos de la universidad de Queensland, el número de comportamientos complejos aumenta desde el 160.000 al 40.000 a.C. Se discute si el motivo es la mayor complejidad social, el conocimiento acumulado o el aumento de tamaño poblacional.

grabado neandertal cueva de gorham

Grabado de 39.000 años hallado en la cueva de Gorham, en Gibraltar.

Todos los diccionarios o enciclopedias catalogan al homo sapiens (nuestra especie) como “el único animal en la Tierra que ha podido desarrollar un pensamiento abstracto, con razonamiento incluido.” Es decir que podemos racionalizar el miedo o los apetitos, buscar el placer y en definitiva abandonar el estado de naturaleza primigenio y buscar el comfort. Se contrapone a esto el análisis más minucioso de los vestigios neandertales. Se está revisando a la alza a esta especie de gran potencial evolutivo, reconociendole parte de los vicios y virtudes sapien.

Los neandertales desaparecieron paulatinamente (30.000 a.C) desplazados cuando los homo sapiens africanos, invadieron su hábitat europeo. El grabado aparece en un lugar emblemático dentro de la arqueología de esta especie: La Roca fue último enclave neandertal, de donde se extinguieron hace 24.000 años (aunque aquí hay un baile de cifras, culpa de la datación con carbono 14 de restos tan antiguos). Es en Gibraltar además donde se encontró el primer cráneo adulto en 1848, perteneciente a una mujer, 8 años antes de los vestigios “oficiales” en Alemania.

2014-09-06-EmoBuscaNeandertal

El hombre caucasico comparte entre un 1 y un 4% de genes con los neandertales. Solo unos 10.000 neandertales y sapiens llegaron a cruzarse durante un abismo de tiempo que abarcó 130.000 años de coexistencia.

La teoría más reciente acerca de su desaparición, realizada por el CSIC en la cueva asturiana de el Sidrón, apunta a que la endogamia de sus pequeños grupos, aislados por el empuje sapiens, acabó por condenarlos genéticamente, produciendo individuos incompletos. Los investigadores llegaron a esta conclusión tras analizar las primeras vertebras cervicales de tres individuos y encontrar anomalías congénitas en el atlas, la unión de la columna y el cráneo. En las poblaciones humanas actuales esa deformidad se presenta entre en un 1% y un 4%, mientras que en el Sidrón aparece en 2 de cada 3 individuos.

Otras explicaciones acerca de su evaporación física incluyen cambios climáticos (la estepa se enseñoreo de Europa), pandemias que nos precedían, la competencia feroz por los recursos disponibles o el exterminio sistemático. La teoría más bonita es la que dice que los llevamos dentro de nosotros mismos. Existen casos documentados de hibridación sapiens-neandertal, el quid de la cuestión es saber cuanto porcentaje de ADN porta el hombre caucásico (1-4%).

Merece la pena aupar de nivel a estos seres cercanos a los hombres sabios, independientemente de que pudieran expresar o no sus pulsiones. Tal vez esos garabatos geométricos eran un grito desgarrador a un mundo cambiante que no comprendían, o tal vez solo estuvieran afilando su cuchillo de hueso. Respeto ante todo: algun troglodita coló sus genes en nosotros.

Carlos de Lorenzo Ramos

c.d.lorenz@hotmail.com

 

Entrevista al ilustrador militar Peter Dennis

messines peter dennis

Messines, 7 de junio de 1917. Los británicos toman la loma de Messines tras hacer estallar 19 minas (450 toneladas de explosivos), causando 10.000 bajas y aprovechando la ventaja estratégica.

Historiavera entrevista a Peter Dennis, ilustrador de decenas de títulos de la editorial bélica Osprey Publishing

Cuando murió Angus McBride  me quedé desolado; aunque mi interés por la historia militar venía de antiguo, fueron sus ilustraciones para Concord y Osprey las que liberaron todos los demonios. Ese vacío tardó en llenarse, pero tras su estela descubrí mucho talento. Con los años aprendí a disfrutar los nuevos cuadros de mi póker de ases favorito: Ferrer-Dalmau, Cabrera Peña, Karashuk y Peter Dennis. La persona a la que hoy entrevisto, el incombustible Peter Dennis (1950), bebe de esos lugares comunes, pues él mismo descubrió su pasión en los trazos de McBride o los hermanos Embleton.

peter dennis portrait

Peter Dennis volcado en un proyecto. Horario de trabajo: 4 am-6 pm.


Peter
es un artista tan prolífico que se rumorea que está encadenado en una mazmorra de Osprey Publishing recreando sin pausa combates del pasado. Nada más lejos de la realidad; se despierta pronto y trabaja incansablemente hasta que termina el proyecto que le absorbe. Su trayectoria es larga, y en ella ha ilustrado cientos de libros, no siempre de temas militares. Está orgulloso de haber trabajado en tantos campos desde que se graduó en el Liverpool Art Colege. Aceptó todo tipo de encargos de sus editores hasta que pudo dedicarse al 100%a su hobby, la ilustración militar.

Algunos de los trabajos de Dennis incluyen: “Dinosaurs through time”, “hunt! can you survive the stone age”, “pyramid”, “Winnie-the-poo”, “ghostly tales from long ago”… una larga lista en todos los campos del saber. Pero son las ilustraciones para Osprey las que le han traido a Historiavera. Osprey Publishing es una editorial británica especializada en historia militar. Es famosa por sus laminas a todo color y por sus miles de libros ocupándose de la historia de como la humanidad se ha matado mutuamente; desde la Edad de Bronce hasta antes de ayer. Por solo citar algunos títulos en los que ha colaborado: “Berlin 1945”, “Stalingrad 1942”, “Anzio 1944”, “Borodino 1812”, “King Tiger vs Is-2”, “Platea 479 BC”, “Viena 1683”, “Alesia 52 BC”. ¿Seguimos?; el buscador interno de Osprey nos devuelve 160 títulos suyos, y vienen más en los próximos meses. Dejemos que el mismo nos hable en la siguiente entrevista:

batalla de berlin osprey emboscada tanques

Combate callejero en Berlin, 1945. Nadie como Dennis para captar el momentum. Una columna blindada soviética se bate el cobre a la desesperada contra miembros del volksturm y retales de otras unidades. Los jinetes de carros caen como moscas.

P- ¿Cómo comenzó su afición a la Historia?

R- La Historia ha sido mi pasión desde que tengo uso de memoria. Culpo de ello a los soldados de plomo, jugaba con ellos cuando era niño y de alguna forma nunca he dejado de hacerlo. Había una revista llamada “Look and Learn”, cuando crecí un poco, con fantásticas ilustraciones de historia militar de Ron y Gerry Embleton y después por Angus McBride. Creo que fue esa revista la que primero me hizo pensar en vivir de pintar e ilustrar. Si alguien estaba dibujando todo esto, tal vez podría hacerlo yo también.

termopilas peter dennis

Desfiladero de las Termópilas, 480 a.C. “Quiero que mis ilustraciones capturen la naturaleza real de los combates antiguos- cercano, personal y terrible. “

Así que pasé por el Liverpool Art Colege y comencé a ilustrar todo lo que mi agente me enviaba. Me llevó muchos años el poder restringir ese trabajo a temas históricos. Ilustré muchos libros para Dorling Kindersley y otras publicaciones británicas antes de empezar a trabajar para Osprey, donde trabajaban todos mis ídolos de juventud, ¡aunque el dinero no era mucho!

Ahora me centro por completo en historia militar, trabajando para Osprey y otras publicaciones militares, y dibujando caratulas de wargames de miniaturas.

P- ¿Cuál es su técnica de trabajo?

R- Trabajo al estilo antiguo, dibujando a lápiz y después pintando con tinta acrílica. Uso airbrush muy a menudo, que es la única de mis herramientas que un ilustrador medieval no reconocería. Me gusta levantarme temprano y trabajar intensamente en un proyecto todo el tiempo que haga falta. De esta forma puedo completar una escena de batalla para Osprey en tres días, aunque algunas llevan más tiempo.

P- Profundizando en el proceso de pintura, su fama de rápido es casi legendaria, así como la capacidad de plasmar gran número de soldados, cada uno viviendo su momentum. ¿Qué opina de ello?

R- El proceso de dibujo es casi el mismo. Dibujo la escena a lápiz, tratando de capturar el drama del momento. Después corrijo el dibujo fotografiando modelos a escala de tanques, o haciendo posar a las figuras principales y fotografiandolas. Después  mando el boceto a lápiz al autor del libro o editor para conseguir su visto bueno. A continuación aplico la tinta con cuidado alrededor del trazo del lápiz, y luego dibujo!

Algunos editores piensan que soy rápido porque trabajo muy intensamente, empezando a las 4 am y trabajando hasta las 6 pm. Las obras parecen surgir muy lentamente en el papel, ¡creedme!

Y con respecto al número de personajes, quiero que mis ilustraciones capturen la naturaleza real de los combates antiguos- cercano, personal y terrible. Las películas siempre muestran un puñado de individuos dispersos. Cuando era niño amaba esas batallas tumultuosas de las mejores ilustraciones históricas y quise continuar esa tradición. Desafortunadamente no se me paga más por el número de figuras…

belleau wood peter dennis

Belleau Wood 1918. Una de las batallas más enconadas en las que participó el Cuerpo Expedicionario Estadounidense en la Gran Guerra. Los alemanes apodaron a los marines “teufel hunden”, los perros del infierno.

P- ¿Qué periodo histórico le interesa más?

R- Estoy interesado en todos los periodos históricos. No tengo ninguno favorito. Todas las eras militares tienen un impacto visual único, ya sea un caballero acorazado con malla normando o las actuales fuerzas especiales con su variedad de camuflaje y armamento complejo.

P- ¿Qué le supone mayores desafíos a la hora de dibujar?

R- Encuentro que cada cosa tiene sus desafíos. He estado trabajando recientemente en soldados de papel para un nuevo proyecto con Helion Books y encuentro que una idea tan simple como la vista delantera y trasera de esos guerreros en formación tiene complicaciones fascinantes que estoy disfrutando mucho.

Carlos de Lorenzo Ramos

c.d.lorenz@hotmail.com

 

El alcohol antes del combate: valor en una botella

calle de constantinopla siglo VI

Una sórdida calle de Constantinopla en el siglo VI. El ejército no era cuna de alcohólicos, pero el consumo frecuente fomentaba el vicio allende la batalla y lo acompañaba con juego y putas

Desde siempre el Hombre ha buscado maneras de aumentar artificialmente su valor, y a veces lo ha encontrado dentro de una botella.

Los beneficios de las bebidas espirituosas en combate son muchos: el más importante es el de mantener a raya la angustia que genera la visión del enemigo, y más si avanza lentamente (la parsimonia de los Tercios españoles ponía los pelos de punta). Esa calma antes del choque era desquiciante y el alcohol ayudaba a controlar los nervios. También tienen valor anestésico frente a las heridas (Homero lo menciona en la Ilíada). Muchos beberían alcohol en espera de recibir una herida penetrante para mitigar su dolor; mientras que después del combate se consumía como transición de la inhumana tensión a la rutina cotidiana.

choque hoplita

El orden y la disciplina son la antítesis del alcohol. El estrés extremo del combate, sin embargo, hacía necesario el liquido báquico como suplemento de coraje en el choque cara a cara.

Mantenía el historiador John Keegan que “toda batalla, excepto quizás la primera de una guerra, o el primer combate de una unidad novata, siempre crea ansiedades. Aunque los soldados fueran jóvenes y vigorosos, se anteponía el nerviosismo a la excitación. Beber alcohol es inseparable de la preparación y del combate mismo. El alcohol deprime reflejos de autoprotección e induce a la aparición de sentimientos de coraje.”

En la época antigua el uso y abuso de alcohol antes de la batalla era un incentivo para los hoplitas griegos. Las demandas del combate cara a cara entre falanges lo exigía. Existen pocas pruebas en la literatura, pero está claro que beber antes del combate era algo rutinario. Los escritores pudieron ocultar este hecho por considerarlo insignificante o porque mencionarlo les causara rechazo. La sola mención de alcohol evoca a abuso y desorden, lo que puede ser malo para la reputación del comandante si pierde la batalla o disminuir su gloria si se aduce que el enemigo estaba ebrio e inoperante.

hoplitas cargando desorganizados

Excederse en la ración de alcohol podía convertir una hueste disciplinada en una turbamulta desbocada. Aquí unos furiosos hoplitas en persecución.

valor holandes

Valor en una botella. La ginebra era el secreto del coraje holandés.

En el siglo XVII se acuñó la frase Dutch Corage. Ese coraje lo encontraban los holandeses en una botella de ginebra, como observaron los británicos durante la Guerra de los Treinta Años, aumentando su agresividad. Los ingleses se aficionaron tanto al término como a la ginebra, que consumieron desde entonces. Otra versión traslada el dicho a 1665, durante la Gran Peste de Londres. Velas de ninguna nación osaban acercarse a llevar suministros a la ciudad enferma, pero un grupo de capitanes holandeses se atrevió a llevarlos, sin tocar puerto. En honor a ellos se habría acuñado el termino valor holandés, aunque más tarde se lo ligó exclusivamente al consumo de alcohol.

cuadrado ingles waterloo 1815

Cuadro británico en Waterloo (1815). La “escoria de la tierra” del duque de Wellington soplaba pero daba el do de pecho.

Durante las Guerras Napoleónicas las raciones de licor abundaron. Antes de Waterloo (1815) los casacas rojas de Wellington estaban muy cansados, lo que amortiguaría el miedo, pero muchos también habían bebido. El Duque de Hierro opinaba de sus soldados, la escoria de la tierra, que eran una banda de borrachos y pendencieros, pero que en batalla daban la cara como los mejores. Los médicos llevaban ginebra tanto para los heridos como para compartir algún trago ocasional; y a uno de los cuadros que resistió la carga de los coraceros franceses se trasladó un barril rodando. En las últimas fases de la batalla esos soldados bebidos fueron los más inmisericordes con los franceses en fuga.

La Primera Guerra Mundial (1914-1918) institucionalizó las raciones de combate que contenían alcohol para las tropas del frente. Aunque el gobierno francés prohibió la absenta, a los poilus se les entregaba media botella de vino diaria. Los alemanes recibían brandy y cerveza. Los rusos mientras tanto prohibieron el vodka, para prevenir su tendencia al abuso, aunque en la Segunda Guerra Mundial se les suministró 100 gramos diarios (las tropas siberianas tenían tendencia a beberse el anticongelante de las ametralladoras y a quedarse ciegos en consecuencia).

soldado siberiano segunda guerra mundial

Soldado siberiano soviético, Segunda Guerra Mundial. Sumamente aficionados a las raciones de vodka (y a todo lo que llevara alcohol).

En el caso inglés hubo controversia acerca de si una ración diaria de ron era eficiente. Si se les preguntaba a las tropas respondian claramente que “alimentaba, calentaba y estimulaba”. En general se aceptó que en casos de fatiga y estrés extremo el ron “enviaba energía al organismo instantáneamente”. El coronel J.S.Y Rogers, del 4th Black Watch, expresó contundentemente que sin una ración de ron y otra de café antes de atacar la trinchera enemiga “no creo que hubiésemos ganado la Gran Guerra”.

Pero muchas veces ir bebido ha sido desastroso para el bando o el individuo que ha incado el codo. El 6 de junio de 1944, la noche del Día D, infantería británica a bordo de planeadores tomó intacto el puente Pegasus. Los alemanes no volaron el puente sobre el Orne porque su comandante en vez de dar la orden bebía vino con su novia francesa. O el caso en el que los príncipes rusos fueron masacrados por la Horda Azul mongola en 1377: habían ingerido tanta cerveza que murieron como patos en un estanque. El jefe supremo, Ivan Dmitriyevich se ahogó incluso antes de que llegaran a él los jinetes esteparios. La propia Troya cayó, según cuenta la leyenda, mientras los dárdanos se embriagaban durante un banquete. Los aqueos descendieron del caballo, y el resto es “historia”.

Carlos de Lorenzo Ramos

c.d.lorenz@hotmail.com

La Legión Portuguesa de Napoleón

legion portuguesa napoleon caballeria

La Legión Portuguesa durante la campaña de Rusia en 1812.

Napoleón los llamaba su “infantería negra”, 5.000 soldados mercenarios portugueses que le acompañaron en sus últimas campañas

La Legión Portuguesa fue creada por Napoleón tras la ocupación del país luso por Junot en 1808. De un deposito de 30.000 soldados profesionales se procedió a licenciar a los elementos menos fiables: aquellos con más de ocho años de servicio, a los oficiales sospechosos de ser antifranceses o los soldados casados. En general se preferían a los reclutas “verdes”, con menos de un año de servicio, ya que eran más maleables. Finalmente se mobilizaron 9.000 militares para la Grande Armee, incluyendo a tropas ligeras de élite.

El 12 de noviembre de 1807 el Gran Corso dio la orden que creaba la Legión y en febrero de 1808 se empezó a organizar; poco antes del estallido de la Guerra de Independencia Española. Por ello hubo muchas deserciones en el trayecto desde Portugal a Francia, cruzando la Península Iberica. Los renegados se unieron a la guerrilla o regresaron a su país. Algunos elementos permanecieron con el ejército galo, con la notable participación de un batallón de infantería ligera en el primer sitio de Zaragoza. Solo llegaron a Francia 4.000 soldados y 680 jinetes que se reorganizaron en 5 regimientos de infantería y dos de caballería. Con el paso del tiempo la Legión se nutrió de prisioneros prusianos y españoles, debido a la perdida del caladero portugués.

Napoleón recibió en persona a la mescolanza de soldados que llegó, todos en deplorable estado y con uniformes distintos. Sin embargo trató a los oficiales con amabilidad, les ofreció cenar e invitó a la tropa a comer con la Guardia Imperial. La magnificencia de la corte napoleónica impresionó a los reclutas, y los soldados, que temían que se les tratara mal, se fueron complacidos por el oropel napoleónico. Bonaparte, complacido, escribió a Bessieres diciéndole que si tenía confianza en los portugueses podía usarlos, e hizo notar que los sargentos eran bastante buenos.

legion portuguesa napoleon 1812

Un observador dijo del aspecto de los jinetes que: “su ropa era enteramente marrón, al igual que su cara”.

Según las memorias de Dezydery Chaposwki, un lancero polaco de la Guardia Imperial, los lusos eran “pequeños y delgados, pero muy hábiles”. “Marchaban aprisa, mucho más rápido que los franceses. Sus uniformes eran blancos (todavía no se les había entregado el característico uniforme pardo), con diferentes colores en cuellos y bocamangas”.

La Legión Portuguesa luchó en Alemania, Austria y Rusia, teniendo bajas muy elevadas. Estuvo presente en Wagram, donde dos batallones se cubrieron de gloria, en Smolenks, donde el regimiento volvió a brillar, Vitebks y Borodino. La mayoría murió en la retirada invernal de Rusia en 1812. La legión se disolvió el 5 de mayo de 1814, con solo mil supervivientes.

infanteria legion portuguesa

Voltigeur (infantería ligera) y granadero, 1812.

El lema de estos mercenarios era (se entiende que los que no desertaron y dieron muestra de valor cumplieron como profesionales de la milicia): Vadimus  immixti Danais, haud numine nostro (nos mezclamos con los griegos, bajo dioses que no son nuestros). Su comandante fue Pedro de Almeida Portugal, tercer marqués de Alorna (1754-1813). Este general ya había servido en un cuerpo auxiliar portugués que luchó junto a los españoles contra el enemigo francés en 1793-1795. Murió en Konigsberg, 1813, tras la retirada de Rusia.

Los regimientos iniciales formados en 1808 conservaron el color azul o blanco original, pero Napoleón decidió que el uniforme seria marrón y el casco un shako “barretina” de cuero negro. Aunque de vestimenta parda, Bonaparte los llamaba su “infantería negra”. Un observador quedó impresionado del aspecto de los jinetes legionarios al final de la campaña rusa, haciendo notar que “su ropa era enteramente marrón, al igual que su cara“.

El epilogo fue cruel con los portugueses. Sabían que eran renegados a los ojos de sus compatriotas y podían ser tratados como traidores si regresaban a su hogar. Algunos se quedaron en Francia como refugiados y se enrolaron en el Régiment Colonial Etranger, creado por Luis XVIII en diciembre de 1814, para dar la posibilidad a españoles y portugueses de servir en las colonias de ultramar. Pero Napoleón regresó durante los 100 Días y el regimiento colonial fue desbandado. Sus integrantes pasaron al 6º regimiento extranjero. Finalmente fue restaurado el rey Luis y el regimiento desbandado.

Carlos de Lorenzo Ramos

c.d.lorenz@hotmail.com